Noticias del mercado inmobiliario

Se puede conseguir el Inquilino Ideal para alquilar nuestra propiedad Casa o Apartamento?





Si has decidido alquilar
en Bienes Raíces en Panamá de manera que ya tienes una casa o apartamento en
alquiler o por otro lado tienes una propiedad comercial que estás buscando alquilar
seguro que te has hecho esta pregunta. ¿Se puede conseguir el inquilino ideal
para alquilar nuestra propiedad?



Si tenemos que responder a
esta pregunta te puedo decir que el inquilino ideal para alquilar nuestra
propiedad debe tener estos Cinco elementos:



1.  Capacidad
de pago:
Quizás la más importante de todas es que el futuro inquilino en
nuestra propiedad pueda pagar el canon de arrendamiento pactado. A veces hay
personas dispuestas a alquilar una propiedad pero no tienen la suficiente
capacidad de pago. La ideal que un tercio de su salario o de su ingreso
familiar sea para pagar el arrendamiento si es un alquiler residencial. Si es
una empresa igual se espera que la empresa genere ingresos y gastos pero que
dentro de estos le quede una ganancia mensual y le permita pagar el
arrendamiento. Normalmente de esa ganancia pensamos que igual que la empresa
tenga capacidad para pagar tres(3) meses de su ganancia mensual.



2.  Puntualidad
en los pagos:
Así como es importante que nuestro inquilino ideal tenga
capacidad de pago también es importante que pueda pagar de forma puntual en las
fechas acordadas para ello. De nada sirve tener un inquilino con capacidad de
pago pero se ande atrasando en el pago mensual. Para algunos dueños de
propiedades les parece bien que se atrasen para ganar un poco más por los
recargos por pago atrasado pero esto para nosotros esto no compensa el estrés
de estar pensando si va pagar o no el inquilino o que nosotros mismos nos
atrasemos con compromisos adquiridos derivados del canon de arrendamiento.



3.  Estabilidad
a futuro:
Tanto la capacidad de pago como la puntualidad en los pagos son
sumamente importantes para tener un inquilino. Pero también deben vislumbrar la
estabilidad laboral si es alquiler residencial o de la empresa si es un
alquiler comercial. Con esto nos referimos a que una persona puede que esté
trabajando en una empresa ganando muy buen salario pero puede estar la empresa
enfrentando problemas económicos o recortes en los puestos de trabajo lo cual
nos dejaría duda si el inquilino terminará su tiempo pactado a futuro en la
propiedad



4.  Personalidad
o Tipo de cliente:
Podemos tener clientes muy especiales que pueden
hacernos la vida de cuadritos si no observamos al principio sus comportamientos
y personalidad. Hay clientes que por su naturaleza son muy exigentes y a veces
exageran en cuanto ciertos detalles en la propiedad lo cual puede generarnos
constantes llamadas, notas o interrupciones. Una vez conocí un cliente que nos
contactaba por diversas situaciones que encontraba en la propiedad y teníamos
que estar recordándole el Contrato de Arrendamiento que decía al respecto lo
cual se convertía en casi una molestia porque quería todo en función de su
conveniencia.



5.  Composición
del núcleo familiar:
Muchas veces esto lo pasamos desapercibido pero a
veces nos solicitan alquilar familias compuesta por conyugues e hijos y de
cierta forma vemos estos arrendamientos bien sin problemas dado que ambos
trabajan y tienen objetivos muy claros sobre mejorar su condición. Pero en
ocasiones nos proponen alquileres residenciales entre amigos que muchas veces
lo hacen por conveniencia de bajar el monto a pagar por persona entre varios.
Pero al transcurrir el tiempo surgen situaciones como que uno de los miembros
se va porque se casa o uno de ellos se queda sin trabajo y ya los restantes no
pueden asumir la ausencia de uno de los miembros. Forzando a tener que dejar el
arrendamiento sin cumplir con el período pactado y teniendo luego que volver a
tener costos de mantenimiento de limpieza, resanar, pintar entre otros.



Estos algunos de los
aspectos a considerar para conseguir el inquilino ideal que pueda pagar, a
tiempo, en plazo pactado, adaptado al alquiler y con actitud de ser responsable
con su familia y nosotros quienes le damos la propiedad en alquiler.
Definitivamente que podemos encontrarnos con potenciales inquilinos ideales o
con algunos que tienen algunas debilidades pero está en nosotros valorar y
ponderar cuales son importantes para llegar a feliz término en el arrendamiento.
A veces es mejor tener un inquilino no tan perfecto pero que cumpla con su pago
a tiempo que un inquilino perfecto que no llega y tenemos la propiedad por
meses vacía.




31/05/2019 Fuente: Addvantage Bienes Raices

Ultimas noticias